transporte-logistica-Carbo-Collbatalle

¿Cómo evolucionarán el transporte y la logística en 2019?

El transporte de mercancías por carretera es un sector en cambio constante. Los avances tecnológicos están cada vez más implantados en las empresas logísticas, que buscan soluciones de movilidad más sostenibles y personalizar sus servicios según las necesidades de cada cliente. Pero el mercado también cambia y los empleados y sus aptitudes son cada vez más relevantes. Éstas son las tendencias de la logística y el transporte para 2019:

  1. Tecnología. La digitalización ha llegado a todos los sectores, también al transporte de mercancías. Las tecnologías estrella de este año serán la inteligencia artificial, la robotización en los almacenes, el transporte autónomo, los drones y el internet de las cosas. El blockchain será una de las irrupciones más esperadas. Puede beneficiar a actores muy diferentes: los proveedores y los clientes tendrán la trazabilidad del producto en todo momento, mientras que los auditores serán capaces de comprobar las transacciones.    
  2. Sostenibilidad. Todos los cambios tendrán una base común: la tendencia a introducir mejoras más sostenibles. La conciencia ecológica está cada vez más extendida en el sector. Menos envases, pero más reciclables, medios de transporte verdes y soluciones de última milla serán los principales focos del sector en la preservación del medioambiente. 
  3. Personalización. Una de las ventajas de la introducción de tecnología en logística y transporte es la recopilación de datos de los clientes o potenciales clientes. El big data permite conocer más al consumidor y ofrecerle un servicio individualizado. El comprador pide cada vez más rapidez y atención. Una buena idea es incluir apps, a través de las cuales tenga información sobre el peso, tamaño, método de envío y localización del paquete en todo momento, además de la posibilidad de anular o cambiar el pedido. 
  4. Mercado. El comercio internacional está cambiando, con unos costes cada vez más bajos y, por tanto, una mayor accesibilidad a productos extranjeros. Los tiempos de entrega también se han reducido y la competitividad ha aumentado, con la irrupción de artículos de economías emergentes. Por otra parte, los negocios también están cambiando y buscan diversificar su actividad para encontrar nuevas fuentes de ingresos.
  5. Talento. En un sector cada vez más competitivo y digitalizado, es frecuente que algunas compañías se centren en este aspecto y no tanto en el talento, si bien será éste el que diferencia a unas empresas de otras.

Ante este panorama cambiante, las empresas del sector de la logística y el transporte deben adaptarse a las tendencias y adoptar novedades para mantener su competitividad.

Si t'ha agradat, comparteix aquest post

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin